Blog>¿Cómo cuidar tu ropa de baño?

¿Cómo cuidar tu ropa de baño?

¿Cómo cuidar tu ropa de baño?

Es común que las personas pasen por alto o simplemente ignoren las instrucciones de lavado y cuidado que se encuentran en el interior de las etiquetas de la  ropa de baño. Esto puede llevar a la insatisfacción del usuario.
Independientemente de cuánto se pague por la ropa de baño, el cuidado adecuado garantizará la  integridad de las partes altas y de las  partes bajas de los bikinis durante mucho tiempo. Además si sigues las recomendaciones tendrás tus bikinis y monokinis limpios, coloridos y hermosos para cualquier viaje sorpresa.
En Beso de Sal te diremos cómo cuidar tu ropa de baño de manera adecuada, no te pierdas nuestros útiles consejos.  

Cuidados para la ropa de baño mientras la estás usando:

1. Evita que tu ropa de baño entre en contacto con cantidades excesivas de lociones y aceites

Los protectores solares, los aceites bronceadores y los cosméticos son dañinos para materiales delicados. El contacto excesivo de estas sustancias con tu ropa de baño causa decoloración y daño. Estos productos no son compatibles con el material sintético de los bikinis, dejan manchas que crecen con el tiempo y rompen el tejido. 
Se dice que las lociones elaboradas con bases  minerales y las formulaciones de aceite causan manchas  amarillas graduales en las telas usadas para hacer ropa de baño.
Según se indica en muchos artículos para el lavado de la ropa de baño, las manchas de los bikinis se deberían enjuagar inmediatamente, luego se deben limpiar con vinagre o detergente mezclado en agua fría durante 30 minutos.
Si es posible, usa loción o protector solar antes de ponerte el traje de baño. Espera unos minutos para que se seque bien.

2. Aléjate de superficies ásperas

Como ocurre con cualquier textil, la ropa de baño también se puede enganchar en bordes ásperos o irregulares y como resultado se desgastan las prendas. Sé consciente de dónde te sientas, inclinas o acuestas, ya que es fácil olvidar que estas superficies rozan contra la tela, dañando la textura de tu bikini que una vez fue lisa y perfecta. 

Para evitar resbalones, las áreas adyacentes de las piscinas son ásperas así que pueden desgastar tu traje de baño. Si te vas a broncear en estas áreas usa una toalla para evitar el contacto de la superficie con tu bikini, independientemente de que sea uno de la más reciente coleccióncintura alta y cobertura media llamado High Waist Orilla o de la temporada pasada como el Monokini Leah
La arena y la suciedad también son abrasivas. Usa una toalla para sacudirte la arena y lava la ropa de baño inmediatamente después de usarla.

3. Ten cuidado con el cloro en la piscina

El cloro es un elemento que mata los gérmenes pero puede hacer que los colores se destiñan en ciertos tejidos y dañar los hilos. Aunque el agua de la piscina tiene menos cloro que el blanqueador de ropa, aún así influyen en el desgaste de la ropa de baño. 
Si tienes una piscina en casa, realiza el mantenimiento de la manera apropiada. Los distintos organismos encargados del control y prevención de enfermedades recomiendan una concentración de al menos 1 ppm en piscinas y 3 ppm en jacuzzis, con un pH entre 7.2 y 7.8, además de la  limpieza constante. Estas medidas no solo mantienen tu ropa de baño en condiciones de salubridad, sino que también te mantienen saludable a ti.
En la piscina de otra persona, puedes hacer preguntas al anfitrión o al personal del hotel sobre el mantenimiento, las mediciones del nivel de cloro, etc. Recuerda que un tratamiento inadecuado de la piscina influye en el desgaste de tu bikini.

4. Busca alternativas

Si puedes ve a nadar en piscinas no cloradas o tratadas con una alternativa al cloro como la solución salina. Durante tus vacaciones, elige el océano u otras fuentes de agua natural.

Cuidados para la ropa de baño después de usarla:

1. Enjuaga tu ropa de baño en agua fría después de cada uso

Si no tienes tiempo de lavar por completo tu bikini, el enjuague es mejor que nada ya que sirve para eliminar los productos químicos nocivos como el cloro y los aceites antes de que se incrusten más profundamente en el tejido.
Antes de enjuagar tu bikini, evita envolverlo en una toalla. La toalla contiene humedad y los productos químicos que deseas eliminar de tu ropa de baño. Por ejemplo, una toalla mojada con agua de la piscina pasará cloro a cualquier prenda que envuelvas con ella y si te sacudiste la arena en la playa los residuos pueden desgastar los trajes de baño.

2. Lava tu ropa de baño a mano

Las lavadoras facilitan el lavado de muchas prendas pero no son recomendables para lavar los bikinis. El calor y los movimientos de estas máquinas desgastan el material, causando la pérdida de integridad, forma, acolchado y adornos delicados de tu ropa de baño, por esta razón es mejor lavar la ropa de baño a mano.
Después de usar tu bikini o monokini, recuerda enjuagarlo inmediatamente. Coloca tus trajes de baño usados en un recipiente lleno de agua fría durante al menos cinco minutos con un jabón neutro. Dejarlo demasiado tiempo en remojo hará que el agua y el jabón penetren en las fibras, dañando el ajuste, así que no te distraigas.
Usa un jabón suave para telas delicadas. El detergente regular es demasiado fuerte y contribuye al deterioro y a la decoloración. Evita la lejía y los suavizantes para lavar tu ropa de baño.

3. Trata las manchas de tu ropa de baño con un limpiador especial

De acuerdo con la información de varias fuentes, se recomienda usar bicarbonato de sodio o vinagre para tratar las manchas de la ropa de baño. Según las fuentes consultadas se debe dejar remojando el traje de baño en una taza de vinagre blanco mezclado con tres tazas de agua durante 30 minutos. Esto también se puede hacer antes de viajar para prevenir el desgaste del color.

4. Exprime suavemente el agua

Al igual que el lavado, el secado a máquina es demasiado brusco para los trajes de baño y arruinará su forma. En lugar de usar la secadora, enrolla el traje de baño para sacar la mayor parte del agua.
Sé gentil y no exprimas demasiado tu ropa de baño. Puede ser tentador, pero el movimiento de giro es perjudicial: maltrata las fibras.

5. Cuelga el traje de baño para que se pueda secar de manera natural

Hazlo en un área sombreada y bien ventilada, así evitas que el agua se acumule y se estiren las fibras de tu ropa de baño. También al colgar tu bikini se reducen las arrugas y los pliegues.
Nunca dejes el traje de baño expuesto a la luz directa del sol. El calor causará daño en el color.
Si tienes prisa, el aire frío de una ventana abierta o de un secador de cabello son opciones seguras para secar la ropa de baño.

En verano disfruta la playa, el sol y la arena con la ropa de baño de Beso de Sal, adquiere los modelos de la colección VERANO 2019 y aplica estas recomendaciones para su cuidado.  Contáctanos para que descubras todos los modelos de ropa de baño que tenemos disponibles para ti.  

 

 

 




Todos los comentarios

Deja un comentario

Agregado a tu carrito de compras
Cantidad
Total
Productos en tu carrito de compra Productos en tu carrito de compra
Total productos
Total envío  A determinar
Total
Regresar a comprar Procede con el pago

¡HOLA!

Suscríbete y entérate de nuestras promociones especiales, nuevas colecciones y recibe 10% DSCTO en tu primera compra!